Viernes, 16 Junio 2017

Soy negra y no uso turbante

 

twitter
facebook

Vanessa Márquez Mena

Directora y fundadora Revista Vive Afro

Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Necesita activar JavaScript para visualizarla.

 

 

Hace algunas semanas tuve una conversación con una amiga. Ella me decía que estaba cansada de que la juzgaran por todo. Si se hacía trenzas, si se alisaba el cabello, si se colocaba una extensión o si simplemente no se hacía nada y dejaba su afro al natural.

 

Inmediatamente me sentí identificada porque en muchas ocasiones me han dicho “usted no es tan negra”. Debo reconocerlo y esa frase me da mucha, pero mucha rabia, me hierve la sangre cuando me lo dicen ¿Y es que quien se cree el otro para definir mi condición étnica? Si ser afro o negro es parte del autoreconocimiento como ser humano.

 

No uso turbantes porque no he podido aprender a hacer los amarres y moños, no me pongo accesorios grandes porque simplemente no me gusta, me encantan los colores pero me considero muy sencilla al vestir, tengo pocas prendas con elementos africanos porque tal vez no me he dedicado a buscar telas y marcas que manejen estos estilos, me hago trenzas y peinados, pero no me tinturo el cabello ni uso colores fuertes en mi cabeza, la pigmentación de mi piel es más clara por la mezcla entre madre chocoana y padre costeño, pero todas estas cosas no me hacer ser “menos negra”.

 

Es como si la sociedad tuviera que moldear y ver un mismo patrón estético, como si fuera necesario encasillar a las personas en x o y grupo, además y lamentablemente dentro de la misma comunidad afro, está la tendencia de criticar al otro porque si y porque no.

 

Como ahora muchas mujeres negras hemos decidido usar nuestro cabello al natural existen algunas que violentamente juzgan a las que todavía se alisan, cuando la decisión de cómo llevar o no el cabello también es una decisión personal y con conocimiento de causa (es decir, cuando descubrimos, entendemos y valoramos el significado de nuestros rasgos).

 

Debemos  seguir trabajando para eliminar los estigmas, dentro de nuestra comunidad también hay diversidad y no tenemos que vernos todos iguales para que el resto de la sociedad nos vea como afrodescendientes.