Sábado, 15 Agosto 2020

Nos están matando

En Colombia, las comunidades Negras, afros, raizales y palenqueras se encuentran sometidas a diversas desigualdades y limitación en ejercicio de derechos; situación que hace que las mismas demanden que se les está matando. El siguiente escrito recopila algunas voces que afirman todo lo anterior.

 

Por: Fredinson Salas Restrepo y Nimia Liseth Romaña Guerrero

Estudiante de derecho - Universidad Luis Amigó

 

Si usted es de las personas que aún considera que el organigrama y operancia del Estado colombiano no está matando a las personas pertenecientes a la comunidad N.A.R.P este texto es para que se ilustren un poco, y se inclinen a luchar contra el sistema que está diseñado en base a la Ley del embudo, lo ancho para ellos y lo angosto para uno. En esta medida, procedemos a exponer de forma breve y suscita la operancia del sistema.

El Estado colombiano nos está matando y no solo lo está haciendo con balas, golpes y represión como históricamente lo ha hecho la fuerza pública y la sociedad en general para nuestra comunidad N.A.R.P. lo cual es paradójico debido a que son ellos quienes tienen el deber de defendernos pero por el contrario son los que terminan matándonos.

 

1.Nos están matando con la creación de leyes espurias e ineficaces como la ley 1482 que en realidad no penaliza los actos de discriminación y esto tiene su explicación dado a que desde la emisión de la Ley Antidiscriminación en los años del 2012 al 2016 solo se habían registrado en todo el país 873 denuncias y una sola condena (Universal, 2016), situación que pone en duda la efectividad de la misma, a día de hoy no se conocen la primera condena a una persona blanco-mestiza por haber cometido el delito de actos de discriminación racial y racismo contra una persona perteneciente a la comunidad N.A.R.P.

 

2.Nos están matando con la falta de voluntad política que termina en la no aplicación y ejecución de la cátedra de estudios afrocolombianos (CEA)
hecho contradictorio dado que el artículo 1 del decreto 1122 de 1998, el cual establece: Todos los establecimientos estatales y privados de educación formal deben ofrecer los niveles de la CEA atendiendo a lo dispuesto en el artículo 39 de la ley 70 de 1993 y lo establecido en el presente decreto. A modo ejemplar vemos como Bogotá, en el año 2010 sólo el 45,4% de instituciones educativas habían incluido la Cátedra a su PEI, y de los cuales este grupo de instituciones sólo el 37% la había implementado como un proyecto transversal, mientras que un 23, 8% la había restringido a actos aislados de conmemoración que constituye el 21 de Mayo -día de los afrocolombianos. En esta medida, La aplicacion de la CEA en nuestro sistema educativo permitiría la erradicacion de algunos prejuicios y estereotipos que dan génesis a los actos de discriminación racial y racismo.

 

3.Nos están matando al no decirnos la verdad e investigar de manera responsable los asesinos sistemáticos a nuestros líderes sociales que por defender lo que nos pertenece que es el territorio son vilmente asesinados, dicho territorio no es gratuito por que les costó a nuestras ancestros muchos años de trabajo y sufrimiento en las minas y hacienda esclavistas.

 

4.No están matando al limitarnos al acceso educativo, esto causa falta de empleo y carencia económica produciendo que así día a día los niños se mueran por desnutrición como bien lo demuestra las estadísticas del 2019. El Chocó, departamento con población Afro empobrecida, tiene el 35 % de muertes por desnutrición infantil.

 

5.Nos están matando en la medida que la fuerza pública no acarrea sus obligaciones pertinentes de seguridad social lo cual permite el ingreso de actores armados, que dan cabida a enfrentamientos como fue el caso en el 2002, en nuestro territorio le quitaron la vida al 10 por ciento de un pueblo humilde y olvidado. Además, dejaron 114 heridos de nuestros habitantes afrodescendientes, que al día de hoy sufren el mismo flagelo de presencia armada, desplazamiento, hostigamiento, temor y enfrentamientos.

 

6.Nos estan matando con su silencio indiferente frente actos de discriminación por llevar nuestro cabello natural, nuestro color de piel, nuestro acento, aquella indiferencia frente a este acto degrada el autoestima e identidad de las personas N.A.R.P y consolida una estructura que secuencualmiente poseciona a estas personas al no autoreconocerse.

 

Para finalizar esta reflexión nos damos cuenta de cuanta verdad tenía Plu Con Pla que en su canción “Vos sabés” habla de: cómo vamos a saber aquello que no vives y no experimentas, cómo vas a saber si el racismo existe o no; si no lo vives y no lo sentís, que cuando te racializan te quiebra algo dentro de ti, cómo vas a saber lo que es la necropolitica si no te ha tocado ver a unos amigos salir de su casa y que no vuelvan porque un violento les quitó la vida; porque el único error de ellos fue nacer en un país donde ser negro es un pecado para un sociedad criolla y hegemonica que cree que tiene derecho a decidir sobre la vida que tu madre te dio. Qué vas a saber lo que es la desesperación, si nunca has estado recibiendo clases en un colegio y te ha tocado salir corriendo a la deriva por tu vida porque al otro lado del río está un grupo armado hostigando la estación de policía de tu pueblo. Qué vas a saber lo que es el odio si nunca alguien te ha mirado a los ojos, te ha escupido y te ha dicho maldito negro; que vas a saber tú de desigualdad si siempre has jugado 11 a 11 el partido por tu privilegio.

 

Ver más columnas de Fredinson

 

*Las opiniones aquí expresadas son de exclusiva responsabilidad del autor y pueden o no coincidir con las de este medio de comunicación.

 

 

 *Fotografías: Cortesía

Lea También

  • Conciencia Afro: Migrar, una realidad en la que todo se transforma

    “Lo público también es nuestro, porque formamos parte de esta sociedad” Yeison F. García López.

  • Construcción de ciudadanía III, Lo público y lo privado

    Libertad y responsabilidad, por tanto, no pueden escindirse si queremos forjar una ciudadanía empoderada que sea capaz de lograr su propia cultura de vida en sociedad, es necesario que lo público y lo privado lleguen a un consenso que permita tanto el respeto por los derechos individuales como por la responsabilidad social. Así se logrará forjar una cultura ciudadana que sea coherente con las particularidades que nos definen.

  • Racismo ≠ Discriminación: una breve guía para poder entender el contexto

    Hace unos días, y en el marco de la convocatoria para Miss Universo Colombia, me llegó una campaña de apoyo hacia una famosa modelo que ha recibido rechazo por parte de algunas personas de San Andrés, lugar al que pretende representar en el certamen. El hashtag #NoAlRacismo en el marco de la campaña me dejó cierta preocupación y ya les explico el porqué.

  • Jonh Jak Becerra, sigue la lucha de quien no se quedó callado

    En 2017, la Corte Constitucional reconoció el primer caso de racismo laboral, ¿pero qué hay de la vida de quien interpuso la acción?

Suscríbete a nuestro boletín